Mi sueño es que Tinker Trak llegue a la sala de clases

Constanza Cabello (Coty), es ingeniero Comercial y profesora en la escuela Matilde Huici Navas de Peñalolén. Gracias a sus ganas de mejorar la educación en Chile, puede ver el proyecto Tinker Trak desarrollado por primera vez en Santiago.
 
Desde 2013, Coty trabaja de forma distinta a la hora de enseñar, apuntando a que sus clases se transformen en una experiencia entretenida, en donde además de aprender, los niños y niñas a quienes dirige se motiven, alegren y quieran más instancias participas como las que ella genera.
 
Esta diferencia en el querer  impartir conocimiento a los alumnos de forma única, se transformó en la llave para que Tinker Trak encontrara en la escuela Matilde Huici Navas, el lugar indicado para comenzar su revolución educacional.
 
¿Cómo nace el interés de que alumnos de tu colegio formen parte de Tinker Trak?
 
Al empezar a trabajar en la escuela, sentí que habían cosas que no estaban pasando y que mis alumnos necesitaban vivir y experimentar. Enfrentarlos a situaciones que los hicieran pensar más allá o proponerse nuevos desafíos y buscar soluciones diferentes para hacer del aprendizaje algo entretenido y que disfrutaran.
 
¿Cuáles son las expectativas que tienes con Tinker Trak?
 
En el corto plazo, lograr un cambio sustancial en la estructura del pensamiento de los niños. En el fondo, que se atrevan a salir de su zona de confort. Que se permitan pensar y enfrentarse a situaciones con una mirada distinta, un poco rompiendo las barreras que han sido levantadas en sus procesos de aprendizaje. Despertar la curiosidad, el interés. Y en el largo plazo, que el aprender haciendo sea una práctica cotidiana en los colegios.
 
¿Qué tan necesario es este tipo de cambios educacionales en el país?
 
Creo que estos son cambios que van a mostrar una nueva forma de generar aprendizajes significativos en lo cognitivo y en lo social, y que en un futuro deben transitar a la sala de clases. Tanto estudiantes como profesores debemos buscar y plantearnos nuevas soluciones a las problemáticas que conocemos.
 
 
¿Cómo será el proceso con los 25 seleccionados, una vez que termine Tinker Trak?
 
Mi sueño es que Tinker Trak llegue a la sala de clases, que estos 25 alumnos transmitan la experiencia vivida y de diversas formas puedan compartir algo de ella con sus compañeros. Me encantaría ver habilidades socio afectivas desarrolladas que impacten positivamente a su entorno y sobre todo lo que sucede en la sala de clases, permitiendo generar un clima de aula enriquecedor. 

<\/fb:comments>